Salud

¿Por qué es importante el lavado de las manos?

DÍA 18/08/2018 - 14:29 hs.
El lavado de las manos, es hasta ahora una de las formas de prevención más eficaz, efectiva y económica, para evitar enfermedades como la gripe y otras enfermedades.
Foto: Ilustrativa
Según un reporte realizado por el Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social (MSPyBS), las manos se contaminan fácilmente con infinidad de microorganismos que se adquieren en cualquier momento, ya sea tocando objetos dentro de la casa, en la escuela o en el trabajo y en situaciones que se realizan con cotidianidad, por lo que el lavado de las manos previene el contagio de enfermedades que pueden quedar impregnadas en los objetos que manipulamos.
 
Es por eso que este simple acto sigue siendo la principal medida preventiva más eficaz, efectiva y económica para evitar enfermedades. A través de esta práctica higiénica se incrementa la protección contra virus y bacterias, como también disminuye el riesgo de contraer afecciones, entre ellas las que están relacionadas directamente al área respiratoria, como el resfrío y la influenza.
 
Los padecimientos más comunes originados por la falta de higiene de las manos son la diarrea y las infecciones respiratorias, que pueden complicarse y derivar en una gastroenteritis o terminar en neumonía o bronconeumonía a causa de la gripe. En este contexto, la cartera estatal enfatiza el lavado frecuente de las manos y de ser posible con agua y jabón.
 
El lavado de manos elimina virus de manos y superficies
 
El virus de la gripe o influenza puede contaminar una variedad de objetos, por lo que se aconseja cubrirse siempre al momento de toser o estornudar, con la flexura del brazo y nunca con la mano, para evitar la dispersión de la enfermedad. De hacerlo, el enfermo podría estar contaminando con secreción superficies y objetos de uso común, como teléfonos, picaportes, computadoras, interruptores de luz, barandilla de escaleras, escritorios, mesas, entre otros.
 
Es importante tener en cuenta que el virus puede sobrevivir durante algún tiempo fuera de un organismo, cinco  minutos en las manos, 24 a 48 horas en superficies duras y de 8 a 12 horas en papeles, telas y otras fibras, por lo que se recomienda insistir en las prácticas higiénicas como medida de prevención. 

Comentá esta nota