Ginecología

Los peligros para embarazadas ante calor extremo

DÍA 16/01/2017 - 15:37 hs.
Ante la llegada del verano y las altas temperaturas se hace más que necesario que las embarazadas redoblen precauciones ya que el intenso calor puede afectar negativamente al feto y adelantar el parto.
Ilustración/archivo/UH.

Las embarazadas constituyen una población de riesgo ante las térmicas que sobrepasan los 40 ºC, ya que de por sí durante la gravidez la temperatura corporal es un poco más alta de lo normal  debido al cambio hormonal que atraviesa la mujer. 

Las altas temperaturas hace que los vasos sanguíneos se contraigan con el fin de regular la térmica del cuerpo, por ese motivo, las embarazadas deben estar preparadas ante las olas de calor ya que el método natural de enfriamiento corporal, en muchos casos se hace visible, porque los pies se tienden a hinchar. 
 
Salud Pública emitió algunas recomendaciones para mantener el cuerpo fuera de los rangos de extremo de calor:
 
-Vestir ropa de algodón y muy ligera, mantenga la casa fresca con acondicionadores de aire o ventiladores. Beber al menos tres litros de agua, llevar un elemento para genera viento como un abanico, consumir alimentos frescos como ensaladas o frutas con mucho contenido en agua.
 
-Evitar comidas pesadas, ricas en grasa e hidratos de carbono, utilizar cremas protectoras ya que la piel es más sensible al sol durante el embarazo.  Además, el ejercicio moderado evitará la hinchazón  piernas y pies. Otra opción es la natación o un baño en una pileta familiar pequeña y en lo posible evitar exponerse a la intemperie entre las 10:00 y las 16:00.
 
Por otro lado, es de suma importancia reconocer los síntomas de los golpes de calor, es decir cuando la temperatura del cuerpo alcanza repentinamente los 39 ºC o más.  
 
Los indicios de golpe de calor son los siguientes: Pulso acelerado y dolor de cabeza, piel enrojecida y seca, mareo, vértigo y vómitos. 

Comentá esta nota